SITIO OFICIAL

Macrismo descarnado: destruir la industria y el trabajo nacional

El secretario de Comercio, Miguel Braun, defendió la apertura que el Gobierno le está imprimiendo a la economía y aseguró que el "vivir con lo nuestro ha demostrado ser un fracaso"

El secretario de Comercio, Miguel Braun, defendió la apertura que el Gobierno le está imprimiendo a la economía y aseguró que el "vivir con lo nuestro ha demostrado ser un fracaso". El funcionario planteó que "no hay dudas" que si la Argentina quiere ser un país "más desarrollado" debe seguir abriendo su economía y fortaleciendo su "integración" con el mundo a través de acuerdos comerciales.

"El planteo del Gobierno es que el rumbo debe ser gradual, no como fue en lo 90 cuando hubo una apertura muy rápida que terminó golpeando fuertemente al tejido industrial argentino", expresó el funcionario en declaraciones a Radio Con Vos.

Esto que el ministro expresa es macrismo descarnado, destruir la industria y el trabajo nacional con la promesa de una apertura que en algún momento traerá beneficios. ¿Y la lluvia de inversiones cuándo llega? Cada día aparecen más aranceles y trabas para las exportaciones argentinas, como el caso del aluminio y el acero con EEUU ¿Cuenta el gobierno con un plan alternativo?

Vivir con lo propio es rescatar la herencia de nuestras grandes corrientes políticas nacionales. Nadie habla de cerrarse, pero la articulación con el mundo no puede ser desde la sumisión. Ese plan ya fracasó en el pasado. Es una especie de paraíso prometido. Nos dicen que tenemos que adecuarnos a las exigencias de las potencias (bajar los costos laborales, sociales, delegar jurisdicción al extranjero, tipo de cambio, acuerdos de libre comercio) para que se pueda dar el crecimiento. Esto es una falacia.

Se vuelve al camino del endeudamiento profundo para tapar huecos en el presupuesto. El gobierno plantea el delirio que es sensato llevar la deuda externa al 40% del PBI en el 2020. Se deja de lado, además, que esa plata en buena parte quedan entre las cometas, comisiones y los bancos. Es una gran fuente de corrupción, de beneficios privados descomunales.

Pero también, cómo va a entender qué es vivir con lo propio un representante del gobierno de las empresas que siempre crecieron con las licitaciones, la obra pública, un grupo de empresas privilegiadas que en la última dictadura militar estatizaron una inmensa deuda privada, que al día de hoy seguimos pagando.

POR Prensa


INFOSUR | Economía | Macrismo descarnado: destruir la industria y el trabajo nacional

Notas relacionadas

Disponible en librerías

Afiliate

PROYECTO SUR EN TWITTER

PROYECTO SUR EN FACEBOOK

SUSCRIBITE A NUESTRO BOLETÍN

CANAL DE VIDEOS