Actualidad

La libertad de prensa está bajo vigilancia

28/05/2012

Un relato sobre los límites de la libertad de prensa en el interior.
Escribe: Germán Margaritini - Proyecto Sur Entre Ríos

Germán Margaritini, de Proyecto Sur Entre Ríos.
Germán Margaritini, de Proyecto Sur Entre Ríos.

Germán Margaritini, de Proyecto Sur Entre Ríos.

A modo de preludio

Es bueno que Diario Junio se preocupe por la libertad de expresión, así lo manifiesta a través de su nota titulada “Pueblo chico, infierno de periodistas”, tomada del diario La Nación, en la que en su primer párrafo dice allí (haciendo referencia a las pequeñas localidades del interior) donde el periodista suele ser considerado una figura incómoda, a la que hay que callar. Allí donde además no valen las ideologías o los cambios de signo político, porque lo que ocurre no es nuevo”. Puede leerse completa en el siguiente vínculo http://www.diariojunio.com.ar/noticias.php?ed=1&di=0&no=50091.

Repito,  es bueno que se preocupe de resguardar una forma de periodismo crítico y preservar todas las voces críticas, inclusive es loable que tome la nota de un medio que no es de su simpatía como puede demostrarse de su historial del último lustro. Sería aún mejor que además de publicar una preocupación lo ejerza, porque ese medio digital concordiense es limitativo a la hora de publicar siguiendo la doctrina de la militancia que se impone en el  periodismo oficialista.

Este periodismo militante tiene la particularidad de mimetizarse muy bien, tomando las críticas que pueden favorecer circunstancialmente al gobierno, pero a veces se desnudan totalmente y muestran sus partes pudendas, sirva como ejemplo la nota periodística de Rosario 12 (la versión rosarina del Página del mismo número) que publicara el Sr. Javier Chiabrando el 3 de abril de 2012, en la que hacía una descarada defensa de la mentira como ejercicio de los medios y herramienta del poder, terminando la misma con la contundente conclusión de… “Y si a alguien le creció la nariz, se arregla con una operación de dos mangos. Paradojas de la mentira”. Si no me cree puede leerla en http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/rosario/14-33183-2012-04-03.html.

En el ejercicio cotidiano de vivir y de intentar hacer política como se pueda se intuyen tanto la mentira como el ocultamiento, en la medida que uno empieza a tener mayores compromisos existe la posibilidad de acceder a información que no está a la mano del corriente de la gente, es cuando esa intuición empieza a tomar forma de certeza. Eso indigna, pero cuando esto uno lo vive en carne propia la picazón ya no es urticaria, se parece más a sarna.

El motivo de esta nota

Basta de preludios y vayamos al grano. Es ya de público conocimiento que el 21 de mayo me presenté en forma conjunta con Ariel Gorostegui, dirigente local del radicalismo, ante la fiscalía del juzgado federal del Concepción del Uruguay, contra la fiscal del Concejo Deliberante de Concordia Claudia Sanabria. La denuncia fue por supuesta defraudación a la Administración Pública al seguir cobrando un plan Argentina Trabaja ejerciendo su cargo en el Concejo. En general los medios masivos de difusión de la provincia miraron para otro lado, digo bien, estuvieron de espaldas a la información. Alguien podrá pensar que no tuvieron acceso a la misma porque no le llegaron los comunicados, quédese tranquilo, cada diario de papel, cada diario digital, cada radio, todos, tuvieron el correspondiente comunicado de prensa sobre lo que habíamos hecho. Primó el ocultamiento. Es más algún medio tituló “Todos Contra la Concejal Sanabria” cuando a la nuestra se le sumó la denuncia de otros dos particulares.

Debo decir que fui el encargado de emitir ese comunicado de prensa, así que vía mail lo dirigí hacia cada uno de los difusores. Grande fue mi sorpresa cuando recibí como respuesta por la misma vía la siguiente: Lo publicaremos cuando denuncien de igual forma y con el mismo tinte publicitario, las mala praxis en el hospital masvernat, el cobro de plus médico, o a los profesionales de la salud que están saturados de horas; al punto que hacen guardia en el masvernat mientras atienden consultorio en el Garat. o a los que se falopean con medicamentos del Estado. A los vocales de directorio de la cafeg por la UCR que nocumplen sus funciones. a los productores sojeros que usan glifosato (dirigentes de UCR) y no pagan el impuesto inmoviliario rural, no pagan salario, ni cargas sociales. a los citrucultores negreros que explotan a la gente y practican la trata de eprsonas. pero por lo menos, si tubieran un solo antesced ente de haber denunciado las barbaridades de Busti. las que hizo y las que sigue haciendo. o que el municipio le está pagando la estructura a busti a travez de sueldos ñoquis y contratos de servicio. realmente patetico.” Está copiado textual, siendo respetuoso de los errores ortográficos y de redacción, no vaya a ser que el autor piense que estoy censurando o alterando su comunicado.

Después de terminar de leer el párrafo anterior seguro que se preguntará quien fue, espere un rato no sea impaciente, se lo voy a decir oportunamente. Esto puede ser interpretado de varias maneras, recién ahora después de varios días de haberlo recibido puedo hacer un balance más apropiado, porque al principio me causó una mezcla de sorpresa, bronca, temor e impotencia. Para seguir adelante en el análisis es necesario que aclare que soy médico y que trabajo en el Hospital Masvernat de Concordia.

La primera forma de la que puede verse es la de amenaza, porque una respuesta de estas por parte de quien está en condiciones de imponer una opinión amedrenta. Lo primero que a uno le pasa por la cabeza es que esta persona es capaz de escribir para el público cualquier cosa que pueda afectar el buen nombre de cualquiera.

Queda en total evidencia su intención de ocultar la información, lo dice en forma descarada “lo publicaremos cuando…”, se desnuda su intencionalidad de manipulación de la información. Intenta marcar el rumbo político que debemos seguir, nos señala desde su lugar privilegiado de poder lo que tenemos que hacer. Arenga desde la suposición que es portador de la única moral posible. Evidentemente conoce una cantidad de irregularidades en el ámbito local que supera nuestro conocimiento, demostrando por segunda vez la intención de ocultar, o hacia qué sectores destinar los dardos, porque por ejemplo, manifiesta su ira contra los productores sojeros dirigentes de la UCR, pareciera que los que no son de ese partido usan un glifosato “bajas calorías”, no tomando en cuenta que eso pertenece a una política global del gobierno que estimula ese tipo de producción, pero bueno este comentario hasta podría ser anecdótico.

Esto viene como en una película de misterio, ahora es el momento para mencionar al autor de semejante respuesta. Se llama Rodrigo Peña, es periodista de Diario Junio, un diario digital de Concordia, el más leído. Si le gusta excursionar por internet puede visitarlo en http://www.diariojunio.com.ar y podrá ver que tiene como auspiciantes destacados el IAFAS, Sidecreer, Instituto del Seguro, Municipalidad de Concordia, EDOS, IAPV, CAFESG, etc. ¿Estas pautas publicitarias estatales o de organismos autárquicos paraestatales indicarán que este Diario Junio se siente obligado a operar en su beneficio? ¿Diario Junio se llamará así por tratarse del mes en el que comienza el invierno y tener la noche más larga del año?

Muchos periodistas, si es que alguno lee esta nota, se sentirán indignados por un colega que actúa de esta manera, para mis adentros tengo la esperanza que opinen así. Los que no son periodistas sepan que no contamos con medios de información confiables, son pocos los que permiten una libre difusión.

La libertad de prensa hoy está bajo vigilancia, este ejemplo es casi de entrecasa, vaya a saber qué pasa con los medios que tienen masividad nacional.